Al utilizar nuestro sitio web, consiente nuestro uso de cookies de acuerdo con nuestra política de cookies.AceptoMás Información
HRider
  
  

¡Gánale el pulso al Lunes!

27 de enero de 2017

Los juernes nos motivan, los viernes nos liberan, los sábados son de sofá y manta, los domingos de pizza y los lunes...¡¿Por qué existen?! ¿Por qué sentimos que los lunes llevamos un alien dentro que nos absorbe la energía?

Lo peor de los lunes es que nos hacen sufrir desde el viernes. Durante el fin de semana, la mayoría de los trabajadores anticipa las tensiones de la semana que está por llegar. Tal vez no es que simplemente estemos desganados o cansados, sino que hay algo detrás de nuestro odio a los lunes. Puede ser que nuestro trabajo no nos motive o que nos falte compromiso.

Si estuviésemos contentos en nuestro trabajo, ¿por qué no íbamos a entrar por la puerta de la oficina moviendo las caderas como Shakira? En HRider buscamos la manera de estar contentos todos los días de la semana, sí ¡incluso los lunes! Y eso que no todos en nuestro equipo bailan como Shakira (algunos son más de Michael Jackson). Por eso hemos pensado en compartir unos tips para que, si eres empleado, pongas lo mejor de tu parte para hacer del lunes un día genial y, si eres jefe, intentes que tu plantilla no odie hacer su trabajo ningún día de la semana y prevengas el síndrome de blue monday.

Tips para empleados

  • Los viernes organiza los lunes: uno de los motivos por los que los lunes estamos tan agobiados es el trabajo acumulado que vamos cargando. Antes de finalizar la semana debemos planificar bien nuestras tareas, tanto las atrasadas como las que tendremos que hacer. Las tareas que menos te apasionen hazlas a primera hora de la jornada o incluso los viernes. Evita darle razones a los lunes para odiarlo.
  • Desconecta los fines de semana: evita revisar el correo del trabajo. Como en Las Vegas: lo que pase en la oficina se queda en la oficina. No lleves a tu casa los agobios del trabajo y disfruta de los días de descanso.
  • Levántate un poco antes: No empieces la semana con estrés, despiértate con tiempo y regálate un buen desayuno, ponte tus mejores galas y empieza la semana a tope de energía! Haz la prueba: si los lunes te despiertas un poco antes de la hora que sueles marcar en el despertador, disfrutarás de un tiempo extra para ti e irás más relajado a trabajar. Y, por supuesto, duerme las horas necesarias, olvídate de irte a dormir angustiado cuando pones el despertador del teléfono y éste marca la terrible -y breve- cuenta atrás.
  • Autoevalúate: quizá el problema no está en los lunes, sino en que no te sientes bien con el trabajo que realizas. Puede ser que estés llevando a cabo únicamente tareas que no te motivan o que no sientes el reconocimiento de tu jefe. Aprovecha ocasiones como las evaluaciones del desempeño para comunicar cómo te sientes y plantear retos que te ayuden a sentirte realizado en tu trabajo.
  • Busca nuevos proyectos: ponte metas que te lleven a La Zona y que te mantengan motivado. No dejes en manos de los demás tu crecimiento profesional.

Tips para jefes

  • Identifica los problemas: pregúntate qué va mal para que los lunes tus empleados estén desilusionados. Te están diciendo en silencio que hay algo que mejorar. Comunícate con ellos para poder conocer sus razones. Muéstrate activo en la búsqueda de soluciones. ¿Y si concluyeras las evaluaciones del desempeño con buenos planes de acción buscando la mejora de todos?.
  • Genera compromiso: puede que alguno de tus empleados no esté muy involucrado con tu organización. Busca el compromiso de tu equipo a través del feedback, replanteándote los roles y las tareas que ocupan cada miembro en la organización con el fin de que recuperen la motivación y siempre tengan nuevos retos.
  • Despeja los lunes: si vas a programar con antelación alguna reunión, intenta que no caiga en lunes. Reserva los lunes por la mañana para actividades más ligeras y rutinarias para tu equipo vaya cogiendo el ritmo.
  • Permite que desconecten los fines de semana: tu plantilla tiene que disfrutar de su tiempo libre para recargar las pilas, evita todo lo posible las llamadas o correos en esos dos días. De lo contrario solo lograrás que los lunes vuelvan todavía más cansados y frustrados.
  • No seas el abanderado de la desmotivación. Está muy bien tener buena comunicación con tu equipo y que ellos sientan que pueden sincerarse con su jefe de lo mal que van algunas cosas. Pero hablar, hablar y hablar de los problemas endémicos en la organización no servirá de nada. Si coordinas un equipo, tú debes sentirte responsable pues, aunque sólo sea en parte, está en tu mano cambiar las cosas.


Con estos tips y un poco de pizza* ya estamos más que preparados para que los lunes sean los nuevos juernes. ¡Vivan los luernes!
Y para los que necesitáis un poco de música para animaros, os invitamos a escuchar a un grupo que nunca tuvo miedo de los lunes ;-)

*Fe de erratas: donde dijimos pizza quisimos decir actitud positiva.

---------------------------------------------------------------------------------

Si en HRider tuviéramos que describir nuestra misión pensamos que la principal sería contribuir a que en las empresas se generen entornos de trabajo donde se reconozca el talento y se apueste por la mejora continua. Lugares donde a la gente le guste ir a trabajar, ¡aunque sea lunes!

Descúbre cómo dar feedback a tu equipo aquí.

¿Te gustaría tener más feedback en tu organización? Haz la Demo y cuéntaselo a tus colegas de Recursos Humanos
Suscríbete a nuestro blog
Aviso Legal
Suscríbete a nuestro blog
Aviso Legal