Al utilizar nuestro sitio web, consiente nuestro uso de cookies de acuerdo con nuestra política de cookies.AceptoMás Información
HRider
  
  

6 Regalos de Navidad para tus empleados

23 de diciembre de 2016

¡Y llegó la Navidad! ¿Ya habéis mandado vuestra carta a Papá Noel? ¡Todavía estáis a tiempo!
Al equipo de HRider nos encantan estas fiestas y entre turrones y polvorones hemos querido echarle una mano a Santa Claus preparando estos 6 regalos que son 6 breves consejos para terminar el 2016 y que podáis comenzar el año nuevo con buenísimas herramientas para impulsar el bienestar y el rendimiento del equipo con el que trabajáis cada día. No hace falta que dejes un zapato junto al árbol ni galletas para los renos -sabemos que siempre hay alguien que se las come antes de que lleguen ellos- , para tener una organización realmente exitosa necesitas:

1. Conocimientos y objetivos compartidos
¿De qué le habría servido a Sócrates ser sabio si no compartiese todo lo que sabía con los demás? Aunque nosotros no somos Sócrates -no, Santa Claus, tener barba no cuenta- también debemos compartir con nuestros jefes, colegas o empleados la información importante. Si uno que sepa mucho suma, imaginad cuánto más sumará todo el departamento o, incluso, toda la organización. En lugar de tener éxito solo una persona o un departamento, lo tendrá toda la organización.  
Los gerentes y empleados que entienden lo que se requiere para alcanzar los objetivos y se sienten partícipes de ese conocimiento, harán todo lo posible por lograrlos.

2. Comunicación efectiva
Al igual que los conocimientos, cuanto más transparente y global sea la comunicación, más eficaz será. Para tener una organización exitosa, debemos asegurarnos de que cada uno de los miembros de la organización conozca la estrategia global de la misma.
Si los empleados solo saben qué tareas tienen que hacer pero no cómo su buen desempeño repercute en toda la organización, estamos desperdiciando mucha de su motivación y de su orientación a resultados.
Cada uno tiene que conocer que su parte en la empresa es fundamental para que los objetivos se cumplan.
Además, si nuestra comunicación con todos es transparente, evitaremos desequilibrios e injusticias en nuestra gestión.

3. Ambiente de trabajo
La comunicación y los conocimientos fluirán aún mejor si las personas trabajan en un entorno saludable. Un buen ambiente en la zona de trabajo contribuye a la felicidad y a la productividad. Equipos cuyos miembros colaboran entre ellos para alcanzar los objetivos comunes lo logran porque respetan la visión de todos, ya sean líderes, colegas o subordinados. El buen ambiente se logra generando confianza, siendo coherente y favorenciendo la participación.

4. Pasión por el crecimiento
Para cualquier organización es vital poner a disposición de sus equipos buenas oportunidades de crecimiento. Es fundamental saber adaptarse a los continuos cambios y desafíos tecnológicos u operacionales y no quedarse atrás.
Si los líderes cultivan entre los empleados la pasión por el crecimiento, la organización multiplicará sus oportunidades de evolución y crecimiento, buscando oportunidades de mejora continua y generando curiosidad en los equipos.

5. Ser uno con el cliente
Da igual que los anteriores consejos los sigamos al pie de la letra, si no cuidas a tus clientes, tu organización nunca será sosteible en el tiempo ni alcanzará el éxito.
El servicio al cliente tiene una influencia directa en la reputación de la organización. No hay mejor publicidad que un cliente satisfecho.  Pero no solo basta dar un buen servicio, para tener un éxito repetido en el tiempo, debemos observar desde la perspectiva del cliente; no solo para entenderlo y darle la mejor de las experiencias, sino para conocer qué detalles de nuestro servicio o producto buscan, podrían querrer o podemos mejorar. Además, ¡ es una sensación magnífica el poder presumir de trabajar en una empresa estupenda con la que todos sus clientes están contentos!

6. Evaluación del desempeño profesional
Estos procesos sistemáticos que normalmente se impulsan desde el área de Recursos Humanos y Gestión del Talento, no son más que la herramienta para que todo lo anterior pueda aplicarse. A través de las evaluaciones de desempeño o los procesos de feedback participativo, podremos ver cómo mejora la comunicación interna, se entienden mejor los objetivos, se conocen las competencias y potencial de la plantila y se habilita un plan de acción para poder todo lo necesario en marcha para ser una organización más competitiva.
Cuanto más recurrente sea el proceso más estaremos fomentando el desarrollo y la comunicación, además de detectar precozmente los problemas que puedan surgir y ponerles remedio con nuestros planes de acción.

¡Os hemos llenado el árbol de regalos! Y como sabemos que os habéis portado muy bien haciendo cientos de retweets y compatiendos nuestros contenidos, os dejamos un consejito extra para vuestra comida de Navidad: llénate la boca de polvorones y dile alto y claro a tu familia: ¡Feliz Feedback navideño!

 

-------------------------------------------------------------------------------------------------

Si quieres que tu organización también pueda disfrtar de estos regalos no lo dudes y ponte en contacto con nosotros, ¡aún estás a tiempo!

 

 

¿Te gustaría tener más feedback en tu organización? Haz la Demo y cuéntaselo a tus colegas de Recursos Humanos

Suscríbete a nuestro blog
Aviso Legal
Suscríbete a nuestro blog
Aviso Legal